Morosidad 02

 

Existe una gran variedad de causas que originan los impagados, y como primer paso es necesario saber a quién son imputables, puesto que unas son internas y responsabilidad directa de la propia empresa acreedora, otras son externas, imputables al deudor o incluso a terceros que intervienen en las operaciones comerciales.

Las insolvencias como causa de los impagados.

Existen varias definiciones de lo que es una insolvencia, y distintas clases de insolvencia. El concepto de insolvencia también se refiere a la incapacidad de una empresa para hacer frente a sus deudas. No obstante hay que distinguir si esta situación es temporal o definitiva.

Los 3 tipos de insolvencia según su origen

1. Las insolvencias de origen; son las que ya existían en el momento de conceder el crédito comercial puesto que el cliente ya era insolvente en el momento de pasar el pedido.
2. Las insolvencias sobrevenidas; son las que surgen por razones ajenas a la voluntad del deudor y son imprevisibles ya que son por causas fortuitas.
3. Las insolvencias intencionales: son las provocadas por el propio deudor para eludir sus obligaciones de pago.

Los impagados no siempre son originados por problemas de solvencia.

Las causas de los impagados imputables al acreedor.

Los problemas más comunes de calidad o servicio al cliente que bloquean los cobros son:

- de tipo técnico;
- de tipo comercial;
- de tipo atención al cliente;
- de tipo logístico y transporte;
- de tipo administrativo;

Las causas de los impagados imputables a terceros.

En ocasiones son los errores de terceros que intervienen en algún momento de la operación comercial los que motivan el retraso en el pago. Los errores más frecuentes son:

- fallos de la agencia de transportes;
- fallos del representante o agente comercial;
- errores de la entidad bancaria.

Las causas de los impagados imputables al deudor: Los morosos intencionales.

No obstante es necesario hacer una distinción entre dos grupos de deudores de mala fe:

- Los “vivales” que practican el juego financiero retrasando al máximo el pago de las facturas pero pagándolas finalmente.
- Los morosos profesionales -o mejor dicho defraudadores – que nunca atienden sus obligaciones de pago a menos que se les obligue.

Los diferentes tipos de deudor.

- Personas físicas particulares (son clientes finales y son deudores por compras como consumidores).
- Profesionales, autónomos y comerciantes (ejercen una actividad y son deudores por necesidades de su negocio).
- Empresas (personas jurídicas que se dedican a una actividad empresarial).

Las causas de los impagados en las personas físicas.

- Un incremento de sus gastos o endeudamiento por encima de sus ingresos, que no le permiten afrontar todos sus compromisos de pago.
- Un freno a su corriente de ingresos por un cambio de situación laboral, desempleo, enfermedad, accidente.
- La aparición de problemas familiares o personales: separación matrimonial, divorcio, fallecimiento cónyuge, problemas con los hijos, abandono domicilio paterno; …
- Las causas de los impagados en los profesionales y autónomos.
- El deudor ha hecho inversiones excesivas en su negocio y se encuentra endeudado por encima de sus posibilidades.
- Cuando se hacen unas compras excesivas de determinadas existencias se quedan sin liquidez para pagar a otros acreedores.
- Por enfermedad o accidente tiene que dejar de trabajar y sus ingresos disminuyen al mínimo.
- Por motivos estacionales o coyunturales un profesional o autónomo tiene una fase de menos facturación;…

Las causas de los impagados en las empresas.

- problemas externos;
- problemas de estructura y de gestión económico/financiera;
- problemas de marketing y comercialización;
- problemas de producción y tecnología;
- problemas de dirección y organización.

+ información